Facial

Cómo hacer un desmaquillante de ojos casero

El área del contorno de los ojos, y los propios ojos en sí mismos, se caracterizan por ser una de las partes más delicadas del rostro. De ahí que requieran una atención todavía más especial. Si bien es cierto que optar por una crema para el contorno de los ojos se convierte en una excelente opción a la hora de nutrir esta área, también es conveniente utilizar un desmaquillante de ojos de calidad, lo que significa que se tratará de un removedor eficaz a la hora de eliminar cualquier tipo de maquillaje; evidentemente, sin dejar ningún tipo de resto por el camino. Aunque es cierto que puedes encontrar una amplia variedad, ¿sabías que es posible hacerlo en casa? Te proponemos distintas recetas con las que aprenderás a hacer un desmaquillante de ojos casero.

Como de buen seguro sabrás a estas alturas, un desmaquillante de ojos se convierte en un producto esencial en cualquier régimen de belleza, de la misma manera que no podría faltar un desmaquillante facial.

Cómo hacer un desmaquillante de ojos casero

Y es que no se puede empezar ninguna rutina de cuidado de la piel sin antes proceder a limpiarse la piel del rostro y de los ojos, lo que significa, evidentemente, no solo el uso y la aplicación de un limpiador profundo, sino la utilización de un desmaquillante, paso esencial cuando tienes maquillaje o algún cosmético aplicado sobre la piel.

Pero no vale con utilizar cualquier desmaquillante de ojos. Dado que la piel situada alrededor de los ojos se caracteriza por ser bastante más delgada, frágil y delicada, en comparación con el resto de la piel del rostro, es fundamental manejar esta área con sumo cuidado.

Y ello supone utilizar únicamente desmaquillantes elaborados con ingredientes suaves, que respeten al máximo la fragilidad de esta delicada zona. Y usar, a su vez, aquellos ingredientes que no dejen en absoluto ningún tipo de resto de maquillaje.

Hoy en día podemos encontrarnos en muchas tiendas de belleza y cosmética con una amplísima variedad de desmaquillantes de ojos, tan dispares como diversos, por lo que siempre nos encontraremos con la opción que más te interese.

Eso sí, no debemos olvidarnos de algo fundamental: no solo debe tratarse de un desmaquillador específicamente diseñado para usar en esta zona. También es importantísimo que sea adecuado para tu tipo de piel, lo que supone fijarse siempre en la composición, y también en el etiquetado del producto en cuestión.

Por suerte, una opción simple y sencilla es aprender a elaborar un desmaquillante de ojos casero, ya que de esta manera solo puedes utilizar aquellos ingredientes naturales que más te interesen, pudiendo incluso sustituirlos si así lo deseas por otras opciones igualmente útiles e interesantes.

No te pierdas: Mejor desmaquillante de ojos

Receta básica de desmaquillante de ojos casero

La primera receta que te proponemos en esta ocasión consiste en una receta básica, tremendamente fácil de elaborar, la cual dispone de los dos ingredientes necesarios para actuar como desmaquillante.

De hecho, contiene únicamente ingredientes respetuosos con los ojos, que no irritan ni pican. Todo ello gracias a la presencia de hamamelis (es importantísimo que sea sin alcohol), y aceite de almendras, que ayuda a despegar y retirar el maquillaje con eficacia.

Ingredientes:

  • ¼ taza de hamamelis sin alcohol
  • ¼ taza de aceite de almendras orgánico (puedes sustituir por aceite de jojoba o por aceite de oliva)

Elaboración:

El primero de elaboración de esta receta es tan sencilla como simple. Tanto solo debes poner todos los ingredientes en un recipiente pequeño de vidrio oscuro, con cuentagotas, y una vez hayas añadido los dos ingredientes mencionados anteriormente cierra el bote.

Ahora, agita con cuidado con la finalidad de conseguir que ambos ingredientes se combinen. Reserva hasta su uso. Eso sí, cuando lo vayas a usar, no olvides volver a agitar siempre el desmaquillante de ojos.

Descubre: Cómo desmaquillarte los ojos correctamente

Desmaquillador de ojos rápido

Si buscas una receta de desmaquillante de ojos simple y rápida de hacer, pero que sea útil únicamente para el contorno de los ojos, sin llegar a tocarlos (ya que puede picar ligeramente), esta opción es para ti.

Ingredientes:

  • 2 cucharaditas de jabón
  • ½ taza de agua

Elaboración:

Tan solo debes combinar y mezclar los dos ingredientes en el interior de una botellita de vidrio oscuro. Y almacenar en un lugar alejado de la luz solar.

Lee también: Cómo desmaquillar las pestañas

Desmaquillante de ojos casero con vitamina E

La vitamina E es un ingrediente activo de reconocida acción antioxidante, el cual es capaz de reducir el estrés oxidativo y prevenir la acción de los radicales libres. Eso sí, ¿sabías que también puede ser útil a la hora de desmaquillar la piel?

Ingredientes:

  • ¼ taza de hamamelis
  • ¼ taza de aceite de almendras orgánico
  • 1 cápsula de vitamina E

Elaboración:

En el interior de una botella de vidrio oscuro con cuentagotas pon el hamamelis y el aceite de almendras orgánico. Ahora, con cuidado, pincha la cápsula de aceite de vitamina E, y vierte su contenido en el recipiente. Cierra y agita bien, hasta que todos los ingredientes se hayan combinado y mezclado.

Desmaquillante de ojos casero de jabón de Castilla y aceite de almendras

El jabón de Castilla se convierte en un remedio natural simple y sencillo, útil a la hora de limpiar la piel de forma suave y simple. Combinado con cualquier aceite (como podría ser el caso del aceite de almendras) puede ser una opción única para desmaquillar la piel, incluyendo la delicada piel de los ojos.

Ingredientes:

  • ¼ cucharadita de jabón de Castilla
  • 1 cucharadita de aceite de almendras orgánico
  • 1 taza de agua

Elaboración:

El proceso continúa siendo igual de sencillo. Solo debes combinar todos los ingredientes, en las cantidades indicadas, en un recipiente de vidrio oscuro de pequeño tamaño. Finalmente conserva y almacena debidamente.

Conoce: Desmaquillante de ojos Mercadona

Desmaquillador de ojos casero de aceites vegetales

Si en lugar de un desmaquillador de ojos con hamamelis, o en definitiva con una base acuosa, prefieres una combinación de aceites vegetales, posiblemente esta receta te encante. Y es que puede llegar a ser eficaz incluso con el maquillaje de larga duración.

Ingredientes:

  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 3 cucharadas de aceite de almendras orgánico

Elaboración:

Siguiendo con los pasos que te hemos ido indicando a lo largo de los apartados anteriores, tan solo debes introducir los dos aceites en un recipiente de vidrio oscuro pequeño, cerrarlo y agitarlo con suavidad para que se combinen. Recuerda que debes hacer siempre esto antes de usarlo.

Eso sí, en caso de que no dispongas de aceite de almendras, no olvides que lo puedes sustituir por aceite de argán o por aceite de jojoba.

Descubre también: Desmaquillante de ojos Mary Kay

Cómo usar nuestro desmaquillante de ojos casero correctamente

Lo cierto es que la aplicación de un desmaquillante de ojos casero poco se diferencia del resto de desmaquilladores que puedes encontrar en las tiendas. Pero es conveniente, y fundamental, saber cómo aplicarlos, para que a fin de cuentas cumplan la función para la cual lo hemos elaborado. Y que no es otra que retirar el maquillaje de la piel de los ojos.

A continuación te proponemos una serie de sencillos pasos que puedes seguir a la hora de eliminar el maquillaje de los ojos, lo que incluye el uso de cualquiera de las recetas de removedores de maquillaje de ojos sobre los que te hemos hablado a lo largo de la presente nota:

  1. En primer lugar comienza empapando un disco, almohadilla o bolita de algodón con tu desmaquillante de ojos casero. De esta forma suavizarás a ehidratarás la piel antes de la aplicación.
  2. Sostén ahora la bolita, disco o almohadilla humedecida sobre el párpado cerrado durante algunos segundos. Así, conseguirás aflojar el maquillaje de la superficie de la piel.
  3. Con la ayuda de movimientos suaves, y siempre dirigidos hacia abajo, retira el maquillaje presente tanto en el párpado superior como en las pestañas. Eso sí, no olvides que es fundamental usar un algodón nuevo cuando el anterior se haya ensuciado.
  4. Debes repetir el proceso tantas veces sean necesarias, así hasta que el algodón salga perfectamente limpio.
  5. Ahora le toca el turno a las pestañas inferiores. Humedece el extremo de un hisopo de algodón con tu desmaquillante de ojos casero, y deslízalo con suavidad por debajo de las pestañas, hasta eliminar el resto del maquillaje.
  6. Nuevamente, repite con otro hisopo más hasta que este salga limpio.

En cualquier caso, los pasos a seguir al principio son diferentes dependiendo del ingrediente o ingredientes que hayas escogido para la elaboración del desmaquillante. Por ejemplo, si se trata de una base acuosa y otra de aceite, debes agitarlo bien siempre antes de cada uso, lo que ayudará positivamente a la hora de combinarlos correctamente.

Una vez que hayas finalizado con el proceso, y hayas eliminado cualquier resto de maquillaje de los ojos, es conveniente seguir con un limpiador apto para esta área, si lo deseas, o bien optar por una crema nutritiva hidratante para ojos.

Eso sí, no olvides que hacer un desmaquillante de ojos casero es en realidad una opción perfecta para quienes desean optar por desmaquillantes elaborados sobre todo con ingredientes naturales. Y tú, ¿te animarás a elaborar el tuyo?